¿Dónde está el amor de Dios?

Un cordial saludos amados lectores, Dios le bendiga grandemente. Es un honor para mi escribir lo que el Señor ha depositado en mi corazón, e impacto mi vida y espero que impacte la tuya también.

Amados hermanos pueden ser que al leer el título de este articulo allá llamado tu atención de una manera negativa, ya que podrían decir que el amor de Dios está en todas partes. Ya que Él es
Amor.

Antes que todo quiero definir lo que es el AMOR: es un sentimiento de vivo afecto e inclinación hacia una persona o cosa a la que se le desea todo lo bueno.
En lo personal me atrevería a decir o clasificarlo en dos clases:
el primero amor carnal (mío) y el segundo amor espiritual (Cristo)

Se que puede estar demás que te diga o te recuerde que, Dios nos ama tal y como somos; con nuestras virtudes y defectos.

Hay muchas maneras en las cuales podemos testificar que el amor de Dios hacia nosotros es incomparable y fiel. Desde que abrimos nuestros ojos; si respiramos es por su amor, si tenemos nuevas fuerzas cada mañana es por su amor, en fin, para no ser muy extenso en esta parte podemos decir con firmeza y seguridad que Dios nos ama desde la eternidad y todo lo que ha hecho desde Adán y Eva, y por toda la humanidad, ha sido por amor.

A través de su palabra te quiero demostrar esta conclusión personal; ( 1 Juan 4:16; 1 Pedro 4:8; Romanos 12:8; Isaías 49:15-16). En la biblia contamos con un total de 106 versículos describiendo el amor de Jehová.

A través de estos pequeños detalles quiero que estés un poco más seguro y con estos escritos quiero que entiendas de que su amor es real y no ha cambiado desde el principio y no cambiara jamás.

Y te podrías preguntar a qué se debe el título de este escrito. Es que yo, no me refería a la manifestación del amor de Dios hacia nosotros, sino por el amor hacia Dios, que tu yo debemos transmitir al mundo, a nuestro prójimo.

En muchos de los casos para no penalizar la iglesia del Señor (entiéndase por iglesia usted y yo) no estamos trasmitiendo ese amor. Usted al leer esto podría pensar, como va a hacer posible que yo no demuestre mi amor, si yo amo a mi hermano en la iglesia; y podrías estar diciendo la verdad; ¿pero amas al resto d la humanidad?

Amas al pecador, al que no está en tu mismo sentir, al que no va a la iglesia contigo, al que está en necesidad, al que te hizo daño, al que tu le diste amor y te defraudo, al que te desea mal; en fin, a todos aquellos que no se encuentran en tu círculo íntimo.

Al hacer esta pregunta a muchos cristianos, te encuentras con repuestas como: ¿y como yo voy a hacer capaz de amar a alguien, que me ha hecho tanto daño?

La repuesta la pueden encontrar en Juan 6:13.
Dios, vino a morir por todos. El vino a traer su reino a la tierra.
Entonces usted y yo como sus discípulos estamos llamados a dar amor.

La iglesia del Señor está viviendo tiempos difíciles donde la maldad se ha multiplicado y a causa de eso se ha enfriado y ha endurecido su corazón; y se les hace difícil dar amor.
Jesús nos enseña en su palabra que por gracia demos lo que hemos recibido por gracia.

Quisiera hacer una pequeña pausa para expresar algo que trajo mi atención en estos días. Hablaba con alguien acerca de este tema y esta me decía que “debíamos caminar proyectando el Dios que hablamos y predicamos”.

Porque a veces se nos hace difícil regalarle una sonrisa a alguien, porque como dije antes no está en el círculo íntimo mío o simplemente me hizo algo, esta persona me respondió que no podía ser hipócrita.

Para los argumentos del mundo tiene toda la razón, pero no son argumentos válidos para Dios, es de suma importancia para todo cristiano entender que cuando yo doy o proyecto el amor de Dios a alguien que no me agrada o simplemente para ser honesto que mi carne lo que desea es desaparecerlo es ahí cuando mi espíritu debe decidir amarlo.

Eso amados hermanos no es una hipocresía, ya que lo que yo lo estoy dando no es mío, sino que proviene de Cristo o usted creo que cuando estaban clavando a Jesús en la cruz y él le pidió a su padre que los perdonará porque no sabían lo que hacían, él estaba siendo hipócrita.

Cuando me paro a exponer la palabra de Señor a otros pretendiendo que sigan sus ordenanzas y yo estoy haciendo todo lo contrario a lo que predico; Eso es ser hipócrita…
Con este punto claro amados hermano usted ya no tiene escusas validas para no dar amor a su prójimo.

Mi exhortación para ti en este pequeño texto es que te llenes del amor de Dios y los pases a otro. ¿Por qué sabes cuántas vidas están perdidas por falta de ese amor?
¿Cuántos corazones endurecidos? ¿Cuantas personas apartadas del  camino del Señor, porque alguien los hirió o no les dio ese amor que usted y yo tenemos por gracia y misericordia? ¿Cuántas vidas están en la espera de una palabra reconfortante que los llene y cambie sus vidas como cambio la mía y la tuya?

Hoy, yo te exhorto a que impactes con el amor de Dios a otros.

Yo sé, que lo que pido para muchas personas debe ser más difícil que para otras, porque muchas veces vas a dar amor y lo que recibirás serán espinas, pero no te desanimes refúgiate en el Señor que siempre será tu fortaleza.
Dios te bendiga!

Conectados por la Fe Magazine © 2019 Copyright

img_3376

 

Alejandro Costafreda

Ministro de Iglesia Cristiana Ciudad de Justicia

acostafreda1027@icloud.com

aniversario 2019

Published by

Conectados Por La Fe Magazine

Un Espacio dedicado a Difundir y Proclamar el Verdadero Amor de Dios.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s